Etiquetas

EL CLAN TEODORO-PALACIOS

SEGUNDA PARTE

EL CLAN TEODORO-PALACIOS

TERCERA PARTE

jueves, 16 de enero de 2014

EL CLAN TEODORO-PALACIOS Capítulo 83



Hola, ¿cómo estamos?
Espero que muy bien
Hoy, 16 de enero de 2014, vengo a presentaros la segunda parte de esta historia
¿Qué os puedo decir?... Yo creo que lo mejor es decir la verdad... va a ser una parte dura que acabará muy mal
¿Por qué os aviso?... Porque pienso que si digo que algo va a ser muy duro... a lo mejor, no os lo parece tanto
También os digo que l@s valientes que leáis esta segunda parte... tendréis la necesidad de leer la tercera ;-)... Los gatitos no mentimos... y las gatitas tampoco
Con vosotr@s y para vosotr@s comienza la segunda parte de El Clan Teodoro- Palacios
¡Miau, Miau, Miau!
Os lo voy a traducir
He dicho... Preparad@s, list@s... ¡YA!
Feliz lectura




 SEGUNDA PARTE


 CAPÍTULO 83
UN NUEVO HOGAR
E

l señor Teodoro conducía a una velocidad moderada ya que la señora Sales era muy propensa a sufrir mareos y no le gustaba que corriera. En una recta de la carretera, Elisa les adelantó y no tardaron en perderla de vista.
            No debería correr tanto criticó Emilia, disgustada; lleva a tres niñas con ella, es una inconsciente.
            Y nosotros vamos a paso de caracol se quejó Nicolás, impaciente, a las doce aún estaremos viajando.
            ¡Nico, cállate! le ordenó su padre, tajante Estoy siguiendo las indicaciones de la carretera.
Nicolás se equivocó, todavía no eran las siete de la tarde cuando ya circulaban por las travesías de Aránzazu. Siendo sábado, de noche, y día de Reyes, el tráfico era fluido. Las luces navideñas engalanaban las calles principales, era su último momento de esplendor hasta el año siguiente.
Nicolás observaba, con mucho interés, a través de la ventanilla. Todo cuanto veía era novedoso y despertaba su curiosidad. A simple vista, Aránzazu, no le pareció tan gran ciudad como Markalo, más bien semejaba un pueblo grande.
Entraron a una ancha avenida muy iluminada, a ambos lados estaban construidas casas unifamiliares.
El señor Teodoro aminoró la marcha, pulsó la tecla de un mando a distancia y una recia puerta de hierro fue desplazándose, dejando un hueco suficiente para que el Mercedes penetrara por un camino pavimentado con piedras muy ajustadas entre sí.
Nicolás vio a su izquierda, una casita, y a su derecha, una casona. El suelo estaba cubierto, en su mayor parte, por césped, y unas columnas de las que colgaban una pareja de farolillos, daban luz a lo que, sin duda, era un jardín.
Antes de que el señor Teodoro detuviera el coche en un habitáculo, que carecía de puerta de entrada, Nicolás observó tres altísimas palmeras.
            Hemos llegado dijo el señor Teodoro con satisfacción.
Los adultos y el niño bajaron del vehículo. Allí, muy cerca, se hallaban estacionados el todoterreno de Blas, una furgoneta azul y una vieja moto.
            Ponte la cazadora, Nico indicó el hombre al niño. No nos han seguido el viento ni la lluvia hasta aquí, pero hace mucho frío.
            Esto es una nave donde guardamos los coches, herramientas y utensilios para cuidar del jardín explicó la señora Sales a su nieto. El jardín te gustará, podrás verlo bien, mañana. Hay bastantes palmeras, bancos y dos glorietas con tejado y paredes acristaladas. Te encantará, amor mío.
Un hombre y dos chicos se acercaron a los recién llegados.
            Bienvenidos a casa manifestó el hombre sonriendo abiertamente, mientras estrechaba, efusivamente, la mano del señor Teodoro. Seguidamente inclinó la cabeza ante la señora Sales y le cogió una mano para, posteriormente, besarla.
Nicolás contempló la escena, pasmado, sintiéndose un poco incómodo. El hombre, de cabello canoso y espeso, y de semblante y nariz anchos, se dirigió al chiquillo.
            Tú eres Nicolás, de eso no cabe duda. El señor Teodoro no podría negar que es tu padre Matías cogió la mano del muchacho y se la estrechó, inclinando levemente su cabeza. Espero servirte como te mereces.
            Un momento, un momento intervino el señor Teodoro, contrariado. Matías, tú no vas a servir a Nico en absoluto. Mi hijo no va a dar órdenes a nadie; mi hijo recibe órdenes y obedece. Y no dejes que te coja mucha confianza; ahora parece un angelito, pero solo es un angelito cuando duerme.
Matías Hernández soltó la mano del niño y asintió, aunque confundido.
            Usted es quien manda, señor declaró, sumiso. Estos son mis hijos; Luis y Marcosañadió, señalando a los jóvenes que le acompañaban, presentándoselos, de este modo, a Nicolás. Marcos tiene un año más que tú; espero que os llevéis bien.
Tanto Luis como Marcos estrecharon la mano de Nicolás y este les sonrió con cierta timidez.
Luis era un joven de veintidós años, siete centímetros más alto que su padre, y tres menos que Nicolás. Tenía los ojos marrones, el cabello castaño y tan espeso como el de Matías.
La diferencia de su cabello consistía en que el de Matías era muy blanco. El rostro del joven y su nariz eran tan anchos como los de su progenitor, pero el chico no llegaba a ser tan robusto como su padre.
Marcos era un muchacho de dieciséis años, idéntico a su hermano, excepto en el corte de pelo, rapado en exceso.
            Nico, coge tu mochila del maletero le dijo el señor Teodoro. Y tú, Marcos, le podrías ir enseñando la casa a mi hijo. ¿Te parece bien?
            ¡Pues claro que le parece bien, faltaría más! saltó Matías, de inmediato Y cógele la mochila al señorito ordenó, empujando al muchacho.
            ¡Nada de eso! se opuso el señor Teodoro, enojado Nico llevará su propia mochila. ¡Y nada de señorito! Matías, ¿puedes entender que mi hijo es un crío y quiero que se le trate como a tal?
Nicolás y Marcos se miraron, enrojeciendo, sintiéndose muy violentos. El primero estalló en un arranque de ira.
            ¡A mí no me llames crío, tengo quince años! exclamó, malhumorado ¡Eres un idiota!
El señor Hernández y sus hijos posaron sus asombradas miradas en el señor Teodoro, aguardando una reacción brusca del mismo.
            Nico, vete detrás de Marcos y él te enseñará nuestra nueva casa ordenó el joven en tono severo e impaciente.
Nicolás no se lo hizo repetir y, con el ceño bien fruncido, y cargado con su mochila, se fue siguiendo a Marcos.

            Nunca, hasta ahora, había presenciado una falta de respeto tan evidente de un hijo hacia un padre murmuró el señor Hernández, atónito.
Luis también estaba impresionado por lo que él consideraba una verdadera osadía por parte de Nicolás.
             —Para mi nieto decir "idiota" es como decir "buenos días"manifestó la señora Sales, queriendo restar enjundia a lo sucedido.
            Tal vez ustedes, los ricos, tienen una forma diferente de comportarse que, nosotros, los pobres. O tal vez, don Blas sea demasiado joven y le venga un poco grande educar a su hijo conjeturó el señor Hernández.
El aludido miraba atentamente cómo los chavales se iban alejando. Nicolás seguía a Marcos, en riguroso silencio, por una senda con baldosas rojizas. En los bordes de la senda, unos focos circulares, empotrados en el suelo, acotaban el camino.
Los muchachos se dirigieron a la casa grande, que anteriormente había visto Nicolás, y cuya fachada estaba revestida con piedras rústicas. Las piedras, de color anaranjado, contrastaban con las tejas de color wengué.
Los niños subieron dos peldaños que conducían al porche de cuyo techo colgaban tres tulipas, de cristal soplado artesanal con estilo oriental. En una esquina, sobre el suelo de tablones de madera, descansaba una mecedora. El porche abarcaba el frente de la vivienda y un lateral de la misma.
Una puerta acorazada, pintada de blanco, y con apliques dorados les cerraba el paso.
Marcos levantó una tapa que había en la pared, y pulsó un timbre. Una triple campanada quebró el silencio.
Instantes después una joven mulata abrió la puerta, haciéndose a un lado, para permitir la entrada a los niños.
            Ya han llegado los señores le notificó Marcos. Este chico es Nicolás. Vuelve a la cocina, Cruz.
A Nicolás no le gustó el tono empleado por Marcos para hablar a la joven y, se ruborizó cuando la chica, sin decir nada, le hizo una reverencia inclinando el cuerpo. Seguidamente se alejó, presurosa, por un ancho pasillo.
El vestíbulo era muy amplio; un armario empotrado, con dos hojas de lunas correderas, cubría la pared frontal desde el suelo hasta el techo. En los espejos se reflejaban las imágenes de dos butacas con una mesita en su centro. Al lado de una de las butacas, un perchero reposaba su base en un brillante mármol rojizo.
Nicolás dejó la mochila, en el suelo, y se quitó la cazadora, percibiendo el calor del interior de la casa. Colocó la cazadora en un colgadero del perchero.
Inmediatamente, Marcos recogió la mochila y la cazadora.
            La mochila debes dejarla en este despacho le dijo a Nicolás, señalando una puerta lacada de blanco, y la cazadora la puedes meter en este armario señaló el mueble con espejos. Lo abrió y colgó la prenda. El perchero es para la gente que venga de visita.
Marcos deslizó la puerta del despacho hacia la izquierda, encendió la luz de la estancia y ambos muchachos entraron. El lugar era grande y numerosas estanterías, repletas de libros, tapaban las paredes. En el centro se hallaban dos mesas de madera de roble teñido, una junto a la otra. Detrás de las mesas, al fondo, se veía una puerta cerrada. Marcos dejó la mochila de Nicolás en un rincón.
            Vamos, te enseñaré el resto.
Salieron del despacho al vestíbulo. Dos puertas cerradas se hallaban al frente.
            Son dos cuartos de baños para invitados dijo Marcos.
Giraron por el desahogado pasillo; encontrándose cuatro puertas, dos a derecha y dos a izquierda.
            Habitaciones para invitados comunicó el “guía”.
Dos grandes ventanales seguían a las habitaciones, y otro gran ventanal terminaba con el pasillo. Antes de llegar al final del mismo, dos espaciosos corredores se extendían a diestra y siniestra acabando su andadura, también con ventanales.
Marcos señaló el pasillo de la derecha.
            Aquella puerta es el comedor y la de enfrente, la cocina. La siguiente es un cuarto para planchar y también hay una terraza cubierta para tender explicó.
Se dio la vuelta y continuó en la otra dirección.
            Esta puerta indicó a la derecha, es tu cuarto de juegos. La siguiente, es el salón. Tiene dos paredes completamente acristaladas, que dan al porche. Es una pasada.
Esta puerta señaló a la izquierda, es la habitación de tu padre. Y la tuya está ahí dentro también. La siguiente puerta es la habitación de tu abuela.
Entraron en la habitación del señor Teodoro que estaba decorada con refinada elegancia. Marcos se dirigió a una puerta y la abrió, diciéndole a Nicolás que aquel era su dormitorio. El chiquillo observó su interior y vio una enorme cama cubierta con una colcha blanca con bordados dorados. Sobre ella descansaban dos gigantescos cojines en tono azul, con adornos plateados. Una gran ventana destacaba en una de las paredes empapeladas con el dibujo de un mar que parecía real.
            ¿Te gusta? le preguntó Marcos Fíjate en el techo; la lámpara es un sol y cuando apagues la luz, aparecerán estrellas. ¡Es una pasada!
El muchacho apagó la luz para que Nicolás viera las estrellas.
            —¡Mi padre es idiota! dijo el chiquillo, enfadado.
            ¿Cómo dices? se extrañó Marcos.
            La puerta de mi habitación debería dar al pasillo, y no a la habitación de mi padre —protestó Nicolás. ¡Además, he visto un cerrojo! ¡Seguro que piensa encerrarme por las noches! ¡Es idiota y mil veces idiota!
            Creo que deberías calmarte intentó apaciguarlo Marcos. Si tu padre te oye hablar de esa forma se podría cabrear bastante.
            ¡Que se cabree lo que quiera! ¡Pienso decirle lo muy idiota que es!
Ambos adolecentes pasaron a la habitación del señor Teodoro. Nicolás cerró la puerta de su cuarto, de un tremendo portazo, y propinó una patada al cerrojo.
            “Este chico está un poco loco”, pensó Marcos, alarmado.
            ¿Quieres que vayamos al cuarto de los juegos o al salón? preguntó, para ver si el mal humor del chiquillo se desvanecía.
            ¡No! gritó Nicolás ¡Quiero ver al idiota de mi padre!
El muchacho ya no tenía miedo de que el señor Teodoro se hartara o se cansara de él y dejara de ser su tutor y lo abandonara en manos de Bruno. ¡Bruno Rey no era su padre y Blas no era su tutor! ¡Blas era su padre! Y este hecho cambiaba sustancialmente las cosas.
El señor Teodoro, a partir de ahora, pudiera ser que se encontrara con más dificultades para controlar al jovencito.

Págs. 652-660

Hoy dejo en el lateral del blog una canción de Julio Iglesias... "La carretera 2"                                                                                              

59 comentarios:

  1. Uy pobre Nicolas ojala pueda acoplarse a su padre. Me gusto mucho como vas haciendo crecer a Nicolas he leído tu novela y me gusta mucho el personaje. Un beso y te me cuidas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Citu... no creo que a Nico le cueste acoplarse a su padre... lo quiere mucho
      Lo que sucede es que algunas actitudes de Blas, no le gustan
      Me alegra que te guste Nico
      Un beso y también te me cuidas ;-)

      Eliminar
  2. ░░░░░░░░
    ░█▀█░♥░░
    ░█░█░░░░
    ░█░▀▀▀█░
    ░▀▀▀▀▀▀░
    ░░░░░░░░░░░░░
    ░▄███▄░▄███▄░
    ░███████████░
    ░▀█████████▀░
    ░░░▀█████▀░░░
    ░░░░░▀█▀░░░░░░░░░░░░░░░░░░░
    ░█▀▀▀█░░░░░█▀▀▀█░█▀▀▀▀▀▀▀█░
    ░▀▀█░▀▀█░█▀▀░█▀▀░█░░▀▀▀░░█░
    ░░░▀▀█░▀▀▀░█▀▀░░░█░░▀▀▀▀▀█░
    ░░░░░▀▀▀▀▀▀▀░░░░░▀▀▀▀▀▀▀▀▀░
    ░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░░ ★MaRiBeL★

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola MaRiBel... muy bonito y muy bien diseñado tu comentario... muchas gracias
      Besos

      Eliminar
  3. Vaya, parece que se le han subido los humos al mozalbete ejejej pues como no lo controle el padre va a tener problemas y además va a arrastrar al resto de invitados a situaciones comprometidas.
    Bueno pues creo que esta muy bien traducido el texto ejjeej tienes un gato muy listo.
    unos besotesssssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola SC... La verdad es que Nico está un poco alterado... en esta segunda parte hay muchos problemas y situaciones comprometidas, pero ni Blas ni Nico van a ser los responsables o culpables
      Sí, Ginger, es muy listo... por esta razón lo elegí como presentador ;-)
      Unos besotes

      Eliminar
  4. Hola Mela, no te preocupes porque se ponga cuesta arriba la historia, tú dales caña a los personajes, jejejeje.
    Vamos bien.

    Saludetesssssss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dany... creo que les he dado suficiente caña en esta segunda parte
      Tú eres algo malvado, ¿verdad? ;-)
      Saludetes

      Eliminar
  5. Hola Mela, cariño!!! Anoche te leí pero de tanto comentar con mis amigas no te comenté. Ay que capitulazo!!! me ha gustado,hacía mucho tiempo que deseaba leer un capítulo nuevo. Que risa con Nico!!! Este chico tiene que parecerse a Helena. Ay Blas!! Entre los dos lo van a volver loco. Y va a acabar muy mal esta parte? ¿Y qué va a pasar? Tienes que decirme en que capítulo sale Helena, no has puesto los títulos de los capítulos, cariño. Céntrate un poquito. La canción es muy buena, eres demasiado romántica. Ay que risa!!
    Besitos, bonita.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Julia... me alegra que te haya gustado el capítulo
      Es posible que Nico se parezca a Helena, sí
      Sí, va a acabar mal pero, evidentemente, no te puedo decir lo que va a ocurrir ;-)
      Me vas a tener que disculpar porque no voy a adelantar absolutamente nada de esta segunda parte... creo que hablé demasiado en la primera
      Ya sé que no he puesto los capítulos... cada capítulo va a ser una sorpresa, ya ves que estoy centrada
      Me alegra que te haya gustado la canción
      Besos

      Eliminar
  6. Hola Mela, que bien tenerte por aquí de nuevo, el lenguaje gatuno lo entiendo perfectamente jajajajaj pero tu aclaración no está de más. La verdad es que nada más empezar esta segunda parte entre tu aviso y el primer capítulo ya me he vuelto a enganchar de nuevo y además con un toque más misterioso que la segunda parte, o mejor dicho creo que será más agresiva esta segunda parte, uix que nervios, otra vez a esperarme los jueves!!!!!!
    Muchos besos. Bueno no hace falta que te diga que me ha gustado mucho!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lidia... tú entiendes muy bien el lenguaje gatuno porque tienes muchos gatos... que son unos chivatos ;-)
      Lo has definido muy bien... esta segunda parte será más agresiva
      Esta novela es una historia escrita con mucho cariño y una ración de dolor
      Me alegra que te hayas enganchado de nuevo... y si te pones nerviosa, toma tazones de tila... como Blas
      Me alegra muchísimo que te haya gustado
      Muchos besos

      Eliminar
    2. jajajajjajaj muy buena, con la que esta cayendo por todas partes me tendré que inyectar la tila directamente en la vena ups!!!!!! mmiauuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuu
      besos y ronroneos, mis gatos son muy majos, pero puede ser que alguno sea un poco cotilla jajajajjaaj

      Eliminar
    3. jajajaja... Nosotras estamos en Kavana, concretamente en Aránzazu... lo que ocurra en España no nos puede afectar ;-)
      Haz el favor de no darle ideas a Blas... a ver si en lugar de beber tila... se la va a inyectar ;-)
      Estoy segura de que tus gatos son majísimos... creo que Ginger también es un poco cotilla ;-)
      Besos y ronroneos

      Eliminar
  7. Hola Mela
    Gracias primero por el aviso !! jaja que maja!!

    Me encanta como describes los ambientes de la casa, la verdad es que es como estar pisando el suelo de la misma. A Nicolás me parece que va a ser complicado ""domarlo"" , como a muchos.. veremos como sigue la trama, que atrapa
    Un besito de jueves jajaja
    :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Coté... las gracias se las tienes que dar a Ginger... yo no sé si os hubiera avisado ;-)
      Me alegra que te haya gustado y me alegrará que te atrape... porque estoy convencida de que esta historia puede ayudarte en muchos aspectos
      Una vez me dijeron que esta historia no iba a enseñar nada bueno... quien me lo dijo no me conocía... yo no enseño cosas malas
      No creo que Blas pretenda "domar" a Nico
      Un beso de jueves ;-)

      Eliminar
  8. Hola Mela,
    fin de trayecto y nuevos personajes muy "reverenciosos" con la familia. Esto me ha llamado la atención.
    A la finca/casa se ve que no le falta detalle. Nico en su línea y Blas en la suya, como es natural, se adivinan nuevos conflictos paterno filiales. Me ha parecido un buen primer capítulo para iniciar la segunda parte y ubicarnos, lo mismo que la canción que has dejado en el lateral.
    Pasa un buen finde, que ya se aproxima, y hasta el jueves que viene.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Nena... pues sí... han llegado a Aránzazu
      Ya irás conociendo más a los nuevos personajes que se inclinan demasiado ;-)
      Es posible que se produzca algún conflicto paterno filial
      Me alegra que te haya gustado el capítulo... y la canción
      También te deseo un buen finde... y hasta el jueves que viene

      Eliminar
  9. Una nueva etapa, un nuevo (y complicado me da a mí) comienzo ya no tan sólo para Nico sino también para Blas. Lo cierto es que en esta llegada al hogar, todo es novedoso, tanto el espacio como también el hecho de la situación. Pero como siempre nos sorprendes, me colmaré de paciencia y a esperar a la próxima entrega.

    Besitos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola FG... sí, cambiamos de escenario y, por esta razón, nace una segunda parte
      Sí... complicaciones no faltarán
      Me alegra que te colmes de paciencia... siempre es más conveniente tener calma ;-)
      Dices que siempre os sorprendo... a lo mejor os sorprendo un jueves... publicando 10 capítulos seguidos ,-)
      Besos

      Eliminar
  10. Es que no se puede ser tan pesado, por muy bueno que esté, Teodoro es un cansino. Lo próximo será que haga salir al pobre Nico a la calle metido en una burbuja, o que no salga directamente.

    .Estelle.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Estelle... estoy de acuerdo en que una persona no debe ser muy pesada por muy buena que esté ;-)
      Pues, a lo mejor, esa idea tuya de la burbuja le parece estupenda a Blas
      Tal vez, Blas, se equivoque con sus métodos... pero solo pretende proteger a Nico
      Y hay padres, en la realidad, que protegen muchísimo a sus hij@s
      Feliz jueves

      Eliminar
    2. Ya, y me parece una medida totalmente errónea sobreproteger a los hijos, es lo más agobiante que puede haber. Así es como se consigue que los niños desarrollen cierta agresividad, como fruto de la impotencia que sienten cuando les coartan la libertad que ven en los otros niños. Tengo una amiga que con más de 20 años todavía tiene que consentir que su madre le vaya a buscar en coche a todas partes, incluso cuando salimos de fiesta. Está tan obsesionada esa mujer que se levanta a las 4 ó las 5 de la noche, sólo para ir a buscarla. Si yo tuviera una madre o padre así, creo que me habría pegado un tiro ya.

      .Estelle.

      Eliminar
    3. No he podido contestar antes porque tuve una avería que ha durado hasta hace poco, disculpa
      Estoy de acuerdo en que puede resultar agobiante... pero no creo que nadie desarrolle ninguna agresividad por esta causa
      Las personas más agresivas que conozco... sus familias pasan absolutamente de ellas... y con esto no quiero decir que esté de acuerdo en que se sobreproteja a nadie
      Si tu amiga tiene 20 años es mayor de edad y adulta... y su madre debería intentar tranquilizarse
      Tampoco creo que sea motivo para pegarte un tiro ;-) Creo mejor solución un diálogo con tu padre o tu madre... si esto te sucediera a ti ;-)

      Eliminar
  11. Hola, hada escribiente, un capítulo sensacional siguiendo tu marca. Voy a ser uno de los valientes que lean con fruición esta 2ª parte. No sé si Blas se arrepentirá de haberle confesado a Nico que es su padre y pienso que Nico debe parecerse a Helena que por cierto me gustó mucho en la 1ª parte. Ginger es un presentador excelente y la canción la he escuchado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juan... me alegra que te haya gustado el capítulo... y que seas uno de l@s valientes que lea esta segunda parte
      Blas no se arrepentirá de habérselo dicho... estaba deseando hacerlo
      Ya veremos si Nico se parece a Helena
      Ginger te da las gracias... y me parece muy bien que hayas escuchado la canción
      Un beso

      Eliminar
  12. ¡¡¡Bravo, Bravo, Bravísimo!!! No me refiero al capítulo, Mela, me refiero a Nico jajajajaja. Este capítulo no es de los duros. ¿verdad? Estoy con Nico, no me ha gustado cómo le ha hablado Marcos a Cruz y tampoco cómo le ha hablado Matías a Blas. Y Julio Iglesias ha dejado la carretera y está en la ciudad, jajajaja.

    Un besazo para Ginger y un besazo para ti.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Merck... por supuesto que este capítulo no es de los duros
      Comprendo que no te haya gustado... ya iremos conociendo mejor a Matías y a su familia
      Tú tienes por costumbre reírte de tonterías
      Un besazo de parte de Ginger... y otro de mi parte

      Eliminar
  13. Casi se me olvida que hoy es jueves y teníamos nuestra blog-novela preferida! Pero, ya estoy aquí. Un principio muy interesante, o no estuve yo muy atenta a la primera parte, o no me acordaba yo que el señor Teodoro fuera tan rico! Vaya casa, la has descrito tan bien que no me importaría pasar allí unas vacaciones :)
    Nicolás está un poco exaltado, supongo que es normal con todas las novedades... pero aun así, lo veo un poquillo revolucionario, debe de ser la edad :)
    Besos y magnífica continuación de la novela!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Laura... mi contestación a tu comentario está más abajo... disculpa, no sé qué ha ocurrido

      Eliminar
  14. Sabes que soy un poco huraña (los gatos tenemos, a veces, ese defectillo) y me prodigo poco por tus historias. Hoy no he podido resistirme. Esa silueta de esfinge, adorable y tierna, me ha llamado la atención y aquí me tienes. Deseo toda la suerte del mundo a la mami de Ginger... por cierto, a Kafeto le han saltado chiribitas de los ojos al verla, jejeje. De esto no debería enterarse Luna (ya sabes, una de las nenas de Lídia) porque igual tenemos un conflicto sentimental que añadir a los de tus historias. Si no estás enterada, te lo cuento: Luna y Kafeto son novios oficiales desde hace tiempo... pero es que mi "chico" es muy liberal y yo no le pongo trabas. Un besazo y ronroneos desde Vallekas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Koncha... no he podido contestarte antes... después de contestar a Laura hubo una avería y hasta ahora ha durado
      Me temo que aquí hay una confusión y voy a desilusionar a Kafeto... Ginger no es una gatita, es un gatito ;-)
      "Ginger" significa en inglés... "el pelirrojo"
      Dile a Kafeto que se porte bien con Luna... que con Ginger solo puede ser amigo ;-)
      Un besazo y ronroneos desde Aránzazu ;-)

      Eliminar
  15. Hola Laura... me alegra que te hayas acordado
    Sí estuviste atenta... en la primera parte no se nota tanto
    Bueno, pues tendrás que viajar a Aránzazu ;-)
    Nico ya sabe que Blas es su padre... y eso cambia mucho las cosas
    Besos y muchas gracias

    ResponderEliminar
  16. hola Mela e leído el capítulo,no comento porque sabia que esto acababa mal,,de la cancion no quiero saber, y a Blas y a Helena ay que dejarlos tranquilos,ellos discuten si se mete alguien es el que paga y pagado sale, el dice que ellla a renuncao, ella dice que se la an quitao, no se aclaran y el que se mata sale pagado,
    saludos mios

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos... no he dicho cómo termina la historia... solo he dicho que termina mal la segunda parte
      Saludos

      Eliminar
  17. Un gran capítulo con nuevos personajes. Me gusta Matías, Marcos no tanto. Y Cruz, la cocinera... me ha llegado al alma. A ver si sale mucho, la encuentro tierna y delicada.
    Felicidades, Mela, por una vuelta tan sonada. Muy a la altura de la expectación que se respiraba en el aire. Así es, ha vuelto Mela y lo ha hecho por la puerta grande :) Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mere... me alegra mucho que te haya gustado el capítulo... ya irás conociendo más a los nuevos personajes
      Muchas gracias por este comentario tan bonito... tienes un sobresaliente ;-)
      Besos

      Eliminar
  18. jolines con Teodoro esta un poco cascarrabias la verdad. Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tamara... me cuesta entender por qué dices esto... pero, bueno, es la impresión que tú tienes sobre este capítulo
      Un besazo

      Eliminar
  19. Nico va a tener un papel predominante a medida que vaya creciendo y asimile con mas madurez la situacion.Como siempre enganchoso este primer capitulo .Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Fidel... debería ser como tú dices... pero ya veremos lo que sucede
      Me alegra que este primer capítulo enganche ;-)
      Saludos

      Eliminar
  20. Bueno, pues empezamos la segunda parte, los gatos son muy suyos, a si que seguro que exagera un poco con lo de la dureza del final, lo comprobaré por mi misma.
    .
    Besos

    Raquel
    .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Raquel... en efecto, hemos comenzado la segunda parte
      Me parece muy bien que compruebes, por ti misma, si Ginger ha exagerado
      Besos

      Eliminar
  21. Bueno, pues a ver si lo malo que dices que va a pasar en esta parte hace que Nicolás empiece a comportarse bien...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Nuño... me alegra verte en esta segunda parte
      Yo no he dicho nada... ha sido Ginger... yo no soy tan buena como él ;-)
      Nico dice que le gustaría ver cómo te comportas tú ;-)
      Besos

      Eliminar
  22. Lo cierto es que comprendo al niño. Lo asumo encantado con ser el hijo de Blas, claro. Pero es lógico que recele de algunas actitudes, es mucho secretismo el que ha vivido y el que ha visto que le podían ocultar estando justo al lado. Entiendo que esté nervioso y con los años que tiene estalle sin reflexionar, le falta mucho para tener madurez.
    Y Blas... bueno, sigue teniendo puntos oscuros.
    Buen arranque, dejo de elucubrar que aún es prontísimo. Pero me gusta mucho la historia que nos traes, no puedo evitar hacerlo un poco.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Silvia... me alegra mucho leerte
      Sí, Nico está feliz... sabiendo que Blas es su padre... y se siente más seguro
      En esta historia hay muchos secretos y se ocultan demasiadas cosas
      Lo has dicho muy bien... Nico estalla sin reflexionar y le falta madurez
      Ya veremos si se aclaran los puntos negros de Blas
      Puedes elucubrar cuanto quieras... a mí me encanta que lo hagas ;-)
      Y me alegra muchísimo que te guste esta historia
      Besos

      Eliminar
  23. ¡Hola Mela! Que gusto leerte nuevamente. Las descripciones fabulosas no me ha costado nada meterme en la escena. Te felicito. Nicoàs está muy bravo y creo que debe ser la rebeldía de cargar con una historia compleja como la de él y además su edad. Los personajes nuevos me llenan de curiosidad. Veremos que tal influyen en el clan. Muy buen capítulo querida amiga. Extrañaba la historia, hace tiempo ha pasado a ser una de mis historias predilectas de leer. Un beso enorme y felicitaciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lou... muchas gracias por tus palabras
      Nico sabe que Blas es su padre... y este hecho le da una seguridad que antes no tenía
      Y estoy de acuerdo contigo en lo que dices sobre él
      Veremos qué pasa con estos personajes nuevos
      Me alegra que te haya gustado el capítulo y que te guste esta historia
      Un beso enorme... y muchas gracias

      Eliminar
  24. ¡¡Hola preciosa!!

    Ya nos volvemos a reencontrar con la nueva entrega de la novela y por como leo, ahora tenemos nuevos personajes...bien,bien... como siempre manteniendonos enganchadas... ya sabes que me gusta leerte, veremos que nuevas trastadas nos deparará Nico.
    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Susana... volvemos a encontrarnos ;-)
      Hay un cambio de escenario y salen nuevos personajes, sí
      A mí también me gusta leerte
      Veremos qué nos depara Nico
      Muchos besos

      Eliminar
  25. Hay una segunda parte! hoy no la puedo leer pero mañana empiezo! un abrazo Mela!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Hada Isol... me alegra mucho verte por la Estación... y espero que esta segunda parte sea de tu agrado
      Un abrazo

      Eliminar
  26. Uh que etapa dificil para Blas! si todo lo otro fue dificil ahora que Nico sabe que como sea lo va a querer igual está jodido! em encanta la descripción de la casa la pude ver! que tengas un buen fin de semana querida Mela! Lo pase bien aqui!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad que Blas lo va a tener más difícil ahora... Nico sabe que es su padre y aprovechará la situación ;-)
      Pero Nico es un buen chico
      Me alegra que hayas podido imaginar la casa y que lo hayas pasado bien
      Yo también te deseo un buen fin de semana, querida Hada Isol

      Eliminar
  27. Poco a poco voy leyendo toda tu historia aunque reconozco que a veces me pierdo, es porque tengo muchos blgs para visitar y cuando acabo la ronda y vuelvo a empezar, ya no recuerdo por donde iba y me tengo que poner a buscar el capítulo, pero tranquila, que lo sigo con mucho interés, son historias muy cotidianas y que tu las expresas tan sencillamente que facilmente te metes en la trama.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Julia... Pues me alegra mucho que poco a poco la vayas leyendo
      Comprendo que tienes muchos lugares adonde acudir
      Me gustan las expresiones sencillas sin ningún tipo de recoveco
      Besos

      Eliminar
  28. Hola!!
    Qué buen comienzo para la 2ª parte, se nota en el ambiente que tienen que pasar muchas cosas dentro y fuera de la mansión. El mismo Nico, aunque parezca el mismo por su actitud, sabe que empieza una nueva etapa y desde la tranquilidad de sentirse seguro y querido por Blas, también lo amargará.
    Veo que cierras por vacaciones, descansa y pásalo fenomenal!! yo vendré de vez en cuando a seguir leyendo, pero no te preocupes por mí, ya verás mis comentarios a la vuelta.
    Mil besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola María!
      Me alegra mucho verte en esta segunda parte... eres muy bienvenida ;-)
      jajaja... Tienes razón... ahora Nico sabe que Blas no es su tutor... sabe que es su padre, y esto le da una seguridad que antes no tenía
      Nico sabe que su padre lo quiere y que jamás se va a cansar de él
      Sí, me tomo un descanso... pero siempre que esté por aquí contestaré comentarios y visitaré blogs
      Haré lo posible por pasarlo fenomenal... muchas gracias ;-)
      Te deseo que tu verano sea genial
      Mil besos!!

      Eliminar

Puedes dejarme un comentario sin ofender a otras personas que comentan... Gracias

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License. Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License.