Etiquetas

EL CLAN TEODORO-PALACIOS

SEGUNDA PARTE

EL CLAN TEODORO-PALACIOS

TERCERA PARTE

jueves, 4 de diciembre de 2014

EL CLAN TEODORO-PALACIOS Capítulo 104









Al final del capítulo... hoy voy a publicitar tres novelas de la escritora Raquel Cánovas Molina







Collage de Vintage, El Glamour De Antaño




CAPÍTULO 104

EN EL HOSPITAL



H
abían terminado las clases y Nicolás se dirigió al despacho de su padre “escoltado” por sus amigos Leopoldo y Lucas. El pelirrojo estaba muy orgulloso de tener amistad con el hijo del director y, a su parecer, el mejor jugador de fútbol de todos los tiempos. Seguía sin gustarle la compañía del rubio afeminado, pero lo soportaba ya que Nicolás no parecía darle importancia alguna. Y había que tener presente que Nicolás era todo un “machote”, al igual que su padre, a quien tampoco parecía importarle las inclinaciones sexuales de Lucas.
Cuando los muchachos estaban llegando a la puerta del despacho, "Mikaela" y Paula les interceptaron el paso.
            Tu padre no está en el despacho, Nico comunicó "Mikaela", intentando aparentar naturalidad. No estaba muy segura de como explicarle al chiquillo algo que ella no entendía.
            —Pues lo esperaré en la puerta decidió el muchacho. Me ha castigado y no creo que le parezca bien que lo espere en el patio.
            Bueno… en realidad, tu padre no está en el instituto volvió a hablar "Mikaela". Ha tenido que salir; ha venido a buscarte aquel señor.
El señor al que se refería Helena Palacios era Matías; el hombre se acercó a las profesoras y a los niños cuando vio que todos lo miraban.
            Hola, buenas tardes, señorito Nicolás saludó el señor Hernández. Su abuela me ha encargado que venga a buscarlo.
A todos los presentes les chocó que se dirigiera al niño tratándole de “usted”.
            No lo entiendo se extrañó el chiquillo—, ¿dónde está mi padre?
            Tu padre no se encontraba muy bien y ha tenido que ir al hospital se adelantó en responder "Mikaela".
Nicolás la miró, alarmado.
            ¿Al hospital? repitió, desconfiado A lo mejor es que estaba nervioso por lo sucedido en el patio, tendría que haber tomado tila. ¿Por qué nadie le ha dado tila?
            Si yo no he entendido mal, el señor Teodoro ingresó en el hospital inconsciente. No creo que una infusión pudiera solucionar su dolencia manifestó Matías Hernández. Y Helena sintió deseos de abofetearle por la manera brusca que empleó para notificar semejante noticia.
La preocupación y el desasosiego se adueñaron del ánimo de Nicolás.
            ¡Tengo que ir al hospital enseguida! exclamó, vehemente ¿Cuándo ha pasado esto? ¿Por qué nadie me ha avisado? ¡Es mi padre!
            Su abuela no quiere que vaya usted al hospital. Me ha ordenado que lo lleve directamente a casa dijo Matías con cierto recelo.
            ¡No me importa lo que diga mi abuela! chilló Nicolás hecho una fiera ¡Voy a ir al hospital y no intente impedírmelo!
            Yo misma te llevaré se ofreció "Mikaela". Usted no se preocupe por nada añadió mirando a Matías.
            Pero la señora Sales…
            Ya hablaré yo con la señora Sales le interrumpió "Mikaela", Nico tiene el derecho de ver a su padre.
Matías cogió la mochila de Nicolás y se marchó del instituto. Su cultura le daba a entender que estando el señor Teodoro hospitalizado y siendo la señora Sales una mujer, sin duda quien mandaba actualmente era el señorito Nicolás.
El hombre no llamaba “señorito” al niño ni le trataba de “usted” en presencia del señor Teodoro, pero siempre que este no se hallaba presente, Matías Hernández continuaba con sus “sagradas costumbres”. Había acudido a pie al instituto para recoger el coche del señor Teodoro y se dirigió al parking en busca del auto.
Paula retuvo por el brazo a "Mikaela" y se la llevó aparte de los niños.
            ¿Te estás volviendo loca? le preguntó, angustiada ¡No puedes ir al hospital! ¡Te estás metiendo en la boca del lobo, Helena!
            ¡Te he dicho mil veces que no me llames por mi nombre en el instituto! se enfadó "Mikaela" No pasa nada por que lleve a Nico al hospital. Es algo de lo más normal; soy su profesora.
            Entonces yo también debería ir; soy la tutora del niño.
            Iré yo sola decidió "Mikaela" con firmeza.
             —¿Por qué razón?
            Estás demasiado nerviosa, Paula. Tienes demasiado miedo. Vete a casa y descansa. Avisa a Matilde de que llegaré más tarde, pero no la trastornes con tus miedos.
Si Blas no tiene idea de quién soy, mucho menos su madre que nunca llegó a conocerme.
                                                                                        ∎∎∎
Natalia y Bibiana se enteraron por el señor Ortiz de lo sucedido al señor Teodoro. Las dos niñas buscaron a Nicolás, pero el muchacho ya había salido del instituto en compañía de "Mikaela Melero".
            Nico debe estar desesperado se inquietó Natalia. ¿Qué le habrá pasado a Blas? ¡Ay, Bibi, espero que Blas se ponga bien!
            ¡Claro que se pondrá bien! dijo Bibiana más como un deseo que como una afirmación.
                                                                                       ∎∎∎
"Mikaela" y Nicolás tardaron media hora en llegar al Hospital General. A esas horas el tráfico era denso y la mujer tuvo complicaciones para conducir a mayor velocidad. Por el trayecto invirtió su esfuerzo en calmar a Nicolás que no dejó ni un instante de morder sus uñas frenéticamente. Y ella misma llegó a anhelar que su coche poseyera alas.
Entrando en el hospital se dirigieron a un largo mostrador; uno de los celadores buscó en un ordenador el nombre de Blas Teodoro cuando "Mikaela" le preguntó por él.
            Está en la segunda planta informó el hombre con tono grave.
            ¿En qué habitación? indagó "Mikaela".
El celador la miró muy serio.
             —En la segunda planta no hay habitaciones comunicó; es zona de quirófanos.
Por un momento "Mikaela" y Nicolás se quedaron inmóviles, como petrificados.
            Siguiendo el pasillo de la izquierda encontrarán una escalera o pueden coger un ascensor. De igual forma llegarán a la segunda planta indicó el hombre sin ninguna muestra de sentimiento o rastro de emoción. Estaba demasiado acostumbrado a ver familiares ansiosos todos los días desde hacía muchos años.
La profesora y el niño siguieron el camino indicado. Subieron por las escaleras porque ambos eran incapaces de permanecer quietos. En la segunda planta vieron una sala de espera. Entraron precipitadamente. Allí, sentada, estaba la señora Sales, que se sorprendió muchísimo cuando vio a su nieto. El muchacho corrió hacia ella.
            ¿Qué está pasando? preguntó, desasosegado ¿Dónde está papá?
La mujer se puso de pie y miró a su alrededor donde otras personas se hallaban sentadas.
            No grites, Nico amonestó al chiquillo. ¿Cómo has venido aquí? Le dije a Matías que te llevara a casa.
            Lo he traído yo declaró "Mikaela". Soy profesora de Nico. El niño estaba demasiado preocupado por su padre.
La señora Sales inspeccionó a "Mikaela" de arriba abajo y pensó que aquella mujer rubia era elegante y muy guapa. Pero también percibió una extraña frialdad en sus ojos azules que no le gustó.
            ¿Dónde está papá? interrogó Nicolás, desesperado ¿Qué le están haciendo?
           —Te he dicho que no grites, Nico se impacientó Emilia. A papá lo están operando de una apendicitis. Llevaba días con fiebre y sin decir nada; ha sido un milagro que no tenga una peritonitis. Pero, gracias a Dios, es muy fuerte. Eso sí, tendrá que estar unos días ingresado.
Nicolás se negó a ir a la planta baja para comer algo en la cafetería; tenía el estómago revuelto y ninguna sensación de hambre.
La señora Sales pidió a una enfermera que cuando llevasen al señor Teodoro a la habitación lo llevasen despierto. No quería que Nicolás se impresionara en exceso al ver a su padre.
Emilia había llamado a sus médicos de confianza y eran ellos quienes estaban atendiendo al señor Teodoro. La mujer desistió de trasladar a su hijo a una clínica privada cuando la dirección del hospital le aseguró que adjudicaría al señor Teodoro una habitación para él solo.
Nicolás caminaba por la sala de espera mirando continuamente su reloj de pulsera. Emilia y "Mikaela" permanecían sentadas sin hablar entre ellas.
            Nico, ¿no podrías sentarte y estarte quieto? preguntó la señora Sales ¡Me pones nerviosa!
            ¡Pues tómate una tila! exclamó el chiquillo, desquiciado.
            Hubiese sido mejor que no lo trajera aquí susurró Emilia a "Mikaela". Es muy alborotado, y seguro que va a poner nervioso a su padre.
            No había forma de convencerlo para que no viniera repuso "Mikaela". Nico quiere muchísimo al señor Teodoro.
Emilia suspiró mirando al niño y no volvió a decir nada.
Hora y media después, cuando a Nicolás y a Helena les parecía que había pasado una eternidad y toda clase de miedos habían martirizado sus mentes y estrujado sus corazones, un hombre vestido con pantalón y bata de color verde entró en la sala y se dirigió, expresamente, a la señora Sales.
            Su hijo ya está en la habitación. Está despierto, pero necesita descansar informó, echando una mirada severa a Nicolás.
Seguidamente guió a Emilia, a "Mikaela" y al niño hasta la habitación donde reposaba el señor Teodoro. Era la número ciento siete y estaba ubicada en la primera planta.
El señor Teodoro, acostado, tenía varias vías tomadas en su brazo izquierdo para suministrarle, mediante gotero, suero y medicación.
            ¡Papá! gritó Nicolás corriendo a su lado y llenando de besos la cara del joven.
            No te asustes, Nico le dijo el señor Teodoro, acariciando el espeso y sedoso cabello del chaval. Lo peor ya ha pasado, pero tengo que estar unos días aquí. No hay más remedio.
            Yo me quedaré contigo y te cuidaré.
El señor Teodoro sonrió débilmente.
            Tienes que ir al instituto, estudiar y hacer tus deberes. Yo voy a estar bien, te lo prometo.
            Todavía no ha comido y son las cuatro y media  declaró la señora Sales. Yo no puedo con él; está muy rebelde. Tiene que marcharse a casa, tú necesitas descansar. 
        —Yo lo llevaré a casa habló "Mikaela" y, entonces, el señor Teodoro, se dio cuenta de su presencia—. ¿Cómo se encuentra? —añadió la mujer, bregando por mostrar serenidad.
            Un poco cansado; los ojos se me quieren cerrar. Me cuesta tenerlos abiertos. Gracias por venir.
Helena fue incapaz de contestar... demasiada tensión acumulada mientras esperaba a que el hombre que ahora se encontraba en una cama con sábanas blancas saliera del quirófano, demasiado miedo a que surgiera una complicación... No pudo contestar porque temió que su voz temblara.
            ¡Yo no me quiero ir todavía! exclamó Nicolás, enfadado ¡Quiero estar más rato contigo, papá!
            Lo siento, pero te tienes que ir intervino el cirujano que los había acompañado. Tu padre necesita dormir y descansar.
            Nico, mañana vuelves a venir, ¿vale? le propuso el señor Teodoro Después de las clases, Matías o Luis irán a buscarte. Vais a casa, comes y luego vienes aquí. ¿Qué te parece? Seguro que mañana tendré menos sueño y estaré más fuerte. Prométeme que te vas a portar muy bien en el instituto y en casa.
Nicolás asintió, y su abuela suspiró ruidosamente. Poco después "Mikaela" y el chiquillo dejaron la habitación. También el médico se marchó.
            Ahora duérmete pidió la señora Sales al joven. Descansa cariño y no te preocupes por nada. Nico estará bien cuidado por Matías y su familia. Y en el instituto están los profesores. Todo va a ir bien.
            Deberías irte a casa, mamá.
            ¡De ninguna manera voy a dejarte solo! ¡Ninguna enfermera puede compararse a una madre! Nico va a estar bien. Además, yo no puedo hacer nada con él. ¡Ya te he dicho que está muy rebelde!
El señor Teodoro no objetó nada porque se rindió al sueño y al cansancio que sentía y se quedó profundamente dormido.
Emilia se dedicó a vigilar el descanso de su hijo, y también conversó por teléfono largo rato con un hombre que estaba muy interesado por el estado de salud del señor Teodoro y su evolución.

Págs. 819-827

Esta semana dejo en el lateral del blog una canción de Rosana... "Si tú no estás aquí"

Próxima publicación... jueves, 18 de diciembre

Y ahora, como he anunciado al principio, paso a publicar tres novelas de una escritora que llega pisando fuerte... Raquel Cánovas Molina



La sinopsis de esta novela y donde podéis obtenerla, lo tenéis en el siguiente enlace... Algo me dice que... 


La sinopsis de esta novela y donde podéis obtenerla, lo tenéis en el siguiente enlace... El Tesoro 


La sinopsis de esta novela y donde podéis obtenerla, lo tenéis en el siguiente enlace... La erótica del poder

Siempre es una buena noticia que una novela salga a la venta... es una buena noticia para escritores y para lectores, y motivo de celebración para la literatura
Tod@s l@s que amamos y respetamos a los libros, sabemos que muchos de ellos nos pueden revelar grandes secretos o preciosos tesoros
Hoy, en nombre de la escritora, Raquel Cánovas Molina, os invito a conocer sus novelas y, mediante su lectura, descubrir esos secretos o tesoros
Yo que ya sé de qué tratan estos libros... tengo que deciros que no quiero perderme ni una coma de cada uno de ellos
Y a ti, Raquel, te agradezco la confianza que has depositado en mí permitiendo que haga publicidad sobre estas tres obras tuyas 
Muchas gracias, Raquel... Siempre que lo desees, tienes mi blog a tu disposición 
Muchas gracias a tod@s

56 comentarios:

  1. Hola Mela, cariño!!! ¡¡¡Ay, pobre Helena, qué mal lo ha pasado!!! Paula es una pesada y la madre de Blas una insoportable. Hay mucha gente como ella, que miran a una de arriba abajo. Ay, Helena está enamorada!!! Blas se pondrá bien, de eso estoy segura pero no sé qué pasará con esta pareja. ¡¡¡Ay qué dos!!! Helena ha hecho muy bien, si llega a hablar seguro que le tiembla la voz. He mirado las novelas que recomiendas, me gusta bastante la erótica del poder. A ver que dicen mis amigas, mi madre está durmiendo. Ay, la canción de Rosana es muy romántica. ¡¡¡Ay, qué bonita y romántica eres!!!
    Besitos, cariño mío.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Julia... Pues la verdad es que Helena lo ha pasado mal, sí
      Bueno, por lo que dices, entiendo que no te gustan ni Paula ni Emilia Sales ;-)
      Sí, siempre hay alguien que mira de esa forma... seguramente ignoran que la persona a la que miran se da perfecta cuenta
      Es posible que esté enamorada, sí
      Blas se alegra de que estés tan segura de su recuperación ;-)
      Como no ha hablado, no sabremos si le hubiese temblado la voz... pero desde luego, ella pensó que sí
      Me alegra que las hayas mirado... pues ya me contarás si la lees... yo tengo interés por leer las tres
      Sí, es una canción romántica
      Besitos

      Eliminar
    2. Mela cariño mío, mi madre te manda cariños y quiere saber cómo has pasado estos días. Ay, que no se me pase decirte de su parte que Helena debe mantenerse en su sitio, que no se lo ponga fácil a Blas, con los hombres ya se sabe y mis amigas han criticado bastante a Helena, que si tanto hablar de odio y por una simple apendicitis ya se deshace. Ay, cariño, si hablar costase dinero no se hablaría tanto!!
      Besitos, bonita.

      Eliminar
    3. Hola Julia... Puedes decirle a tu madre que he pasado unos días bien... gracias
      No creo que Helena se lo ponga fácil... aún así te diré que "con los hombres ya se sabe" es una afirmación injusta como sería injusto afirmar "con las mujeres ya se sabe"
      Bueno, yo pienso que ninguna operación es simple... mucho menos si operan a alguien que te importa
      Sí, es posible que se hablara menos ;-)
      De todos modos, estaría en total desacuerdo si se pusiera un impuesto por hablar... a pesar de que el silencio, a veces, es una maravilla ;-)
      Besitos

      Eliminar
  2. hola Mela el dios esta harto del uno y del otro,sisi de Helena y de Blas,no se aclaran a Blas no le a dao la gana de ir al medico pascual y Helena coge una pataleta,no se aclaran y el dios esta harto,son tal para cual y la apendicitis no es grave ehh que no diga Blas que es grave,
    saludos mios,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos... Quizás Dios también está un poco harto de ti
      Ya veo que recuerdas muy bien al doctor que salió en la primera parte... deberías entender que ese doctor estaba en Luna... no está en Aránzazu
      Saludos

      Eliminar
    2. hola Mela que pases feliz el puente,
      saludos mios,

      Eliminar
    3. gracias Mela he pasado feliz el puente y teng ganas que salga el capitulo siguiente y se demuestra que la apendicitis no es grave,si Blas dice que es grave es por engañar a Helena ehhh,nono que no la engañe y diga la verdad,
      saludos mios,

      Eliminar
    4. Me alegra que te hayas sentido feliz durante el puente
      Yo no sé de qué forma lees los capítulos... me gustaría saber dónde está escrito que Blas le diga a Helena que la apendicitis es grave o que no es grave
      Haz el favor de no ponerme nerviosa

      Eliminar
    5. hola Mela me gustaria saber quien a sido el espabilao o la espabila que te a dicho que Blas tiene apendicitis,eso no es verdad ehhh,Blas no tiene apendicitis,a ver quiena sido el espabilao o la espabila,
      saludos mios,

      Eliminar
    6. No pienso contestar semejante tontería

      Eliminar
  3. Uy pobre Nicolas, me dio pena su desesperación Me alegro que Teodoro esta mejor. Aunque me sorprendió la actitud de Mikalea nunca se sabe con ella . Te mando un beso y te me cuidas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola J.P.
      Entiendo que te haya dado pena, porque Nico se ha asustado mucho
      Pues Blas te da las gracias por tu alegría ;-)
      Creo que es muy normal que te sorprenda la actitud de Helena... y, sí, nunca se sabe como puede reaccionar
      Yo también te mando un beso... y que te cuides mucho ;-)

      Eliminar
  4. Vaya con el chaval que narices tiene jejeej si no fuera por esos violentos ataques que le dan sería perfecto.
    Bueno pues Helena ya está involucrandose demasiado con la familia y tarde o temprano un error provocará las sospechas de la familia, lo veo venir jejeje Seguro que Blas se va a recperar en tiempo record para volver al instituto y vigilar a Nico.
    Bonito capitulo niña, cuidate mucho. Besotesssssssssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola SC... Bueno, creo que es exigir mucho que alguien sea perfecto ;-)
      Pues ya veremos si Helena comete ese error... y viene lo que tú ves ;-)
      También veremos si la recuperación de Blas es tan rápida
      Me alegra que te haya gustado
      Cuídate mucho también
      Muchos besotes

      Eliminar
  5. Hola Mela, es precioso el collage de Nena y observaré detenidamente las novelas que has publicado. Felicidades a Raquel, yo también pienso que en los libros se esconden grandes secretos y tesoros.
    Hoy deberías hacerme la ola por entrar a comentar, estoy fatal, acuérdate de traerme comida muy buena. Hablaré sobre tu capi en otro momento, ahora estoy grave.

    Besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Merck... Sí, es precioso
      Me parece muy bien que las observes
      Gracias en nombre de Raquel
      Pues en ese aspecto, pensamos lo mismo
      jajaja... Vale, te hago la ola
      Creo que ya te he llevado comida muy buena ;-)
      Cuando tú quieras... pero no seas exagerada, porque grave no estás
      Besos!

      Eliminar
    2. Aquí falta empuje y sangre caliente. Helena tendría que haberse quedado en la habitación con Blas y Blas se recupera en el acto. A la señora Sales la manda a su casa con su nieto diciéndole: Y ese toro enamorado de la luna y ese toro que da un salto y alcanza la luna, y esa luna enamorada de ese toro que sonríe cuando abraza a ese toro. Ese toro es su hijo, señora, y esa luna soy yo, señora y usted aquí está de más. o sease :)))))))))))))) sobra usted señora.

      Eliminar
    3. "O sease"... jajaja
      No tengo claro que ese toro del que hablas pueda dar semejante salto
      Y me alegra que te encuentres mejor

      Eliminar
    4. Que no tienes claro que ese toro salte??? Créeme que salta porque "Y ese toro enamorado de la luna y esa luna que sonríe cuando lo ve suspirar, y esa luna enamorada de ese toro y ese toro que sonríe cuando ve su reflejo en el mar" Ese toro salta y llega.

      Eliminar
    5. Bueno, no lo sé, es posible que salte y llegue
      De todos modos, no sé qué tiene que ver el toro y la Luna con el capítulo que he publicado

      Eliminar
    6. El toro es Blas y la luna es Helena, cómo que no tiene nada que ver???
      Te juegas algo conmigo a que Blas y Helena acaban juntos???? A que no te lo juegas????

      Eliminar
    7. Pues no... no me voy a jugar nada
      Si me jugara algo, desvelaría una parte muy importante de esta historia

      Eliminar
    8. Mela, los jeques que están en jaque me comentan que el Papá Noel que has colocado en el lateral debería llevar trineo :))))))))))))))))))))))))))))))))))))))))))))))))))

      Eliminar
    9. Pues lo siento, pero este simpático Papá Noel no lleva trineo... es que ha llegado a la Estación y aquí no hay nieve ;-)

      Eliminar
  6. Bueno, por fin sabemos el mal que aquejaba a Blas... ya ha tenido suerte ya, que lo que es relativamente simple de atajar podía haberse convertido en algo mucho peor. Creo que Mikaela se ha arriesgado un poco, hubiera sido mucho más lógico que fuera la tutora de Nico quien le acompañara al hospital; pero claro, es natural que haya querido acompañarle ella, es su madre y Blas su amor.
    Empieza a darme bastante mala espina la señora Sales, es una mujer un poco oscura. No me va la gente que aparenta ser débil, casi estúpida es ocasiones, y por la espalda "chanchullea", que es lo que parece que hace esta señora.

    En cuanto a esta nueva escritora, le deseo mucha suerte y éxitos. Me daré una vuelta, sin falta, por los enlaces que indicas para conocer sus trabajos.

    La canción de Rosana es muy apropiada para el momento que vive Helena-Mikaela. Preciosa.

    Muchos besossss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Nena... Sí, ya lo sabemos, y es cierto que podía haber sido algo peor
      Pues tú misma lo has dicho... Nico es su hijo... y Blas, parece que sea su amor
      Entiendo que Emilia Sales te cause mala impresión y, por ahora, ignoramos con quién "chanchullea" ;-)
      Te doy las gracias en nombre de Raquel... y espero que sus novelas sean de tu agrado
      Sí, es una canción preciosa
      Y muchas gracias por el collage que he puesto al comienzo del capítulo
      Muchos besos!

      Eliminar
  7. Hola Mela, al final ya sabemos de donde le venía la fiebre a Blas, y bueno, dentro de lo malo no ha sido lo peor, de esta se recuperará pronto (supongo, eso lo decides tu).
    Está claro que a Mikaela cada vez le cuesta más esconder sus sentimientos... ay, el amor, que aunque se quiera negar está ahí :)
    Y ahora que nos desvelas una cosa, nos vuelves a dejar intrigada con el misterioso hombre al que llama la señora Sales, jajajaja, eso no se hace :)
    Voy a ver las novelas que nos recomiendas, seguro que merecen la pena.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Laura... Por fin lo sabemos, sí, y desde luego podía haber sido peor
      Ya veremos si decido que se recupere pronto ;-)
      jajaja... El amor es el sentimiento más hermoso que conozco... pero cero que también es el que más dolores de cabeza provoca
      Pues ya veo que hago cosas que no se deben hacer ;-)
      Te aseguro que sí merecen la pena... y Raquel es una escritora encantadora
      Besos!

      Eliminar
  8. Hola Mela, para mí será un día de enorme celebración cuando pueda tener tu Clan Teodoro-Palacios en mis manos y en mi estantería. Suerte y felicidades para Raquel Cánovas Molina. Nico está muy lejos de imaginar que su madre lo ha llevado al hospital. Sé que Helena está enamorada de Blas pero no entiendo lo que esta pasando, el miedo de Paula, el miedo de Matilde. Y no tengo ni idea de con quién habla la señora Sales, no puede ser alguien relacionado con Helena porque ella no ha hablado con nadie de la hospitalización de Blas.
    Me tienes intrigado, hada escribiente, y enganchado desde el primer capítulo hasta hoy. Muy buena la elección de la canción de esta semana.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juan... Ese día llegará y me alegrará mucho que lo celebres
      Te doy las gracias en nombre de ella
      Pues sí, la verdad es que está muy lejos de imaginarlo
      Tú sabes mucho ;-)
      Es normal que haya cosas que no entiendas... también llegará el día en que las entiendas
      Bueno, yo creo que ningún lector sabe quién es el hombre con el que habla Emilia Sales
      Me alegra que te haya gustado la canción
      Un beso

      Eliminar
  9. Ah bueno, sólo ha sido una apendicitis. Ya empezaba yo a preocuparme...

    .Estelle.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Estelle... A mí me parece que tú no estabas muy preocupada
      También te voy a decir que cualquier operación, por simple que parezca, puede complicarse
      Besos

      Eliminar
    2. Hombre, preocupada lo que se dice preocupada, no. Por suerte, sólo se trata de un personaje de ficción ;)
      En eso te doy la razón. Cuando uno entra en un hospital, nunca sabe cómo va a salir.

      .Estelle.

      Eliminar
    3. Pues ahora vamos a estar de acuerdo las dos ;-)
      Blas, por supuesto, es un personaje de ficción... y, bueno, esperemos que cuando alguien tenga que entrar en un hospital salga mejor de lo que ha entrado ;-)

      Eliminar
  10. Hola Mela. Me preocupa que el amigo pelirrojo de Nico le admire tanto como macho alfa y solo tolere a su amigo afeminado. Ojalá me equivoque, pero creo que esa "amistad" puede estallar, se mueve sobre arenas movedizas.
    Mikaela me gusta cada día más, es auténtica y se muestra coherente con sus sentimientos.
    Temo por Blas, perdió la consciencia, tuvo una crisis y se alteraron considerablemente sus funciones vitales... Espero que esté fuera de peligro. Nicolás le necesita y no es el único ♥ ;)
    * Dos incisos: 1. Matías me cae gordo.,, 2. ¿Quién es ese hombre misterioso que se interesa tanto por la salud de Blas? ¡no me contestes! Esperaré paciente a que la trama se va desvelando. ¿Y mi inquietud? La historia lo merece :) Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mere... Sí, tienes razón... esa "amistad" puede estallar o puede hundirse
      Pues me alegra que Mikaela te guste... y, sí, es auténtica
      Yo también creo que es coherente con sus sentimientos... pero tiene una asignatura pendiente que quizás le cueste aprobar... y me refiero a aprobar con suficiente... un sobresaliente será difícil
      Esperemos que Blas salga bien del hospital... sí, Nicolás no es el único que lo necesita
      Me ha encantado el corazón ;-)
      Es normal que Matías te caiga gordo... y te aseguro que te caerá más gordo ;-)
      jajaja... Es que no puedo contestarte... quién es el hombre que habla con Emilia Sales será una gran sorpresa
      Y tú te mereces mi agradecimiento por este precioso comentario
      Un beso

      Eliminar
  11. Y bueno no creo que el pelirrojo se atreva a dar un paso más allá de la amistad con Nico. Me gusta la enternecedora preocupación que siente por su padre, a pesar de su personalidad rebelde, se ve que lo quiere mucho. Que bueno que lo de Teodoro no fue algo serio, aunque no sabemos si tendra complicaciones. En mi opinión, creo que Mikaela hizo bien en ir al hospital con Nico. Que habra percibido en esa frialdad la señora Sales? =)
    La canción es bella. Las tres novelas se ven muy interesantes. Pero me llamó más la atención: La erótica del poder. Al tomar mis vacaciones intentare leerle.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Yessy... Creo que hay una pequeña confusión... el pelirrojo es Leopoldo o Leo... al que llaman afeminado es el rubio, Lucas
      Es que las personas rebeldes pueden querer... y mucho ;-)
      Vamos a esperar que la operación de Blas no tenga ninguna complicación... si la tiene, prometo convertirme en cirujana ;-)
      Pues Mikaela está de acuerdo contigo ;-)
      Por el momento solo ha percibido frialdad... pero a la señora Sales no le gusta Helena... por lo tanto, no le gustará Mikaela
      Sí, es una canción bella
      Yo creo que son tres novelas que merecen la pena ser leídas
      Pues a leer "La erótica del poder"... y gracias en nombre de Raquel
      Gracias por tu estupendo comentario
      Un beso

      Eliminar
  12. ¡Hola Mela! ¡Qué buen capi nos has regalado! Pobre Nico que desesperación. Me alegro que Blas haya salido bien de la operación, quizás Helena la mueve el amor que debe seguir sintiendo, tal vez, veremos.
    Una incógnita el hombre misterioso que habla con Helena. Muy buena intriga querida escritora. Como siempre un diez para tu novela. Un beso grande y gracia por deleitarnos. Muakkk

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Lou! Para mí es un placer regalaros los capítulos
      Sí, Nico lo ha pasado mal
      Muchas gracias en nombre de Blas ;-)
      Helena también lo ha pasado muy mal... si no quisiera a Blas no tendría sentido su preocupación
      jajaja... Aquí hay una confusión... el hombre misterioso habla con Emilia Sales, no habla con Helena
      Pues muchísimas gracias por el diez que me das... a alguien que la han llamado "la reina de los nueves", un diez le hace ilusión, esa es la verdad
      Un beso grande... Muac! ;-)

      Eliminar
  13. menos mas que solo ha sio una apendicitis, Nico estaba muy desesperado, se nota que le quiere muchísimo, y Helena para i que también, ha utilizado a Nico como excusa para poder ver a Bals
    Besos

    . Raquel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Raquel... Pues sí, no ha sido algo de extrema gravedad
      Sí, Nico estaba desesperado porque lo quiere mucho
      Es muy posible que tengas razón... y que Helena haya encontrado una excusa perfecta para poder ver a Blas
      Besos

      Eliminar
  14. Uhmm, la madre no es tonta.
    ¿Enfermeras y hospital?
    Buena mezcla, será mejor que le den el alta pronto o se liga a la mitad.

    Hacia tiempo que no te troleaba un poquillo amiga Mela, a ver si vuelven las ganas de incordiar que tenía antiguamente.
    Felices Fiestas maja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dany... La verdad es que Blas podría ligarse a la mitad de las enfermeras... incluso a todas, pero me temo que como no haya alguna que se llame Helena Palacios va a ser un asunto complicado ;-)
      Ha sido una sorpresa y un placer leer tu comentario... y me alegrará que te vuelvan esas ganas de incordiar ;-)
      Felices Fiestas, majo

      Eliminar
  15. Mira que Helena me recuerda a mi...son buenas tus letras chiquilla.
    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Inma... Pues me parece estupendo que una lectora se vea identificada con un personaje de la novela... y te aseguro que Helena es el personaje que más me ha costado plasmar
      Gracias
      Muchos besos

      Eliminar
  16. ffff, espero que todo vaya bien, es normal que Nico se ponga así, es su padre, pero también no entiendo porque no le avisaron antes... Ainssss. Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tienes mucha razón, Tamara... debieron decírselo antes... pero Helena no sabía como hacerlo... y la señora Emilia Sales, abuela de Nico y madre de Blas, dio ordenes de que el niño fuera llevado a casa
      Un besazo

      Eliminar
  17. Hola Mela, llego tarde a estos capítulos pero he llegado. Me ha encantado, me ha resultado tan tierno Nico en el hospital preocupado por su padre, y Helena aguantándose de no delatarse. Me ha encantado de verdad.
    Ahora voy a ver esta nueva autora que presentas aquí.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lidia... Sí, es cierto, has llegado... y me alegro ;-)
      También me alegra que te haya encantado
      Sí, Nico estaba muy preocupado como es lógico... y Helena tenía que procurar que no se notase su preocupación
      Pues me parece muy bien que vayas a conocer a Raquel
      Muchos besos

      Eliminar
  18. Hola Mela!!!!

    Por suerte todo quedó en apendicitis, pero eran muchos días con la fiebre y sin saber a qué se debía, eso de estar enfermo y aguantar hasta lo máximo a mí me suena, y es que la mayoría solemos hacerlo y vamos pasando, pero mejor llegar a tiempo o por lo menos sería lo ideal. Es lógico que Nico quisiera ir a ver a su padre al hospital, y más cuando pensó que podía haber sido culpa suya, por suerte nada tenía que ver. Helena aunque le costó, al final pudo disimular su preocupación.

    Me gustan esos enlaces que nos compartes de estas novelas, iré a echar un vistazo que bien sabes cuánto me gusta leer.

    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola FG!
      Tienes sobrada razón... Blas aguantó muchos días con fiebre y sabiendo que algo no iba bien... su excusa era que quería ver a Nico acoplado en el instituto y, finalmente, pues pasó lo que tenía que pasar
      La verdad es que a mí tampoco me gusta nada ir al médico pero, a veces, hay que ir ;-)
      Sí, yo creo que cualquier hijo se desespera si su padre está en el hospital... y es muy lógico querer ir
      Sí, Helena tuvo que disimular... va a salir hecha una actriz ;-)
      Pues me parece estupendo que vayas a ver estas novelas... sí, sé que te gusta leer
      Yo creo que las personas que escriben son, ante todo, grandes lectoras
      Besitos

      Eliminar
  19. Hola!
    Menos mal que no ha llegado a ser peritonitis...y que Blas es fuerte. Qué angustia la de Nico al enterarse de por qué no estaba en su despacho, claro que también Mikaela ha pasado lo suyo. Por cierto, el que la Sra. de Sales no llegara a conocer a Helena le ha venido muy bien ahora para poder presentarse en el hospital.
    Espero que Nico se porte bien y no se meta en problemas...
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Esther!
      Sí, no ha llegado a tanto... y Blas es fuerte
      Nico lo ha pasado muy mal... y también Mikaela
      La señora Sales nunca la vio en persona... pero sí vio fotos
      Pero Helena está muy bien disfrazada... si no la ha reconocido Blas, es muy difícil que la reconozca Emilia Sales
      ¡Qué difícil que Nico no se meta en problemas! ;-)
      Un beso

      Eliminar

Puedes dejarme un comentario sin ofender a otras personas que comentan... Gracias

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License. Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License.