Etiquetas

EL CLAN TEODORO-PALACIOS

SEGUNDA PARTE

EL CLAN TEODORO-PALACIOS

TERCERA PARTE

jueves, 15 de mayo de 2014

EL CLAN TEODORO-PALACIOS Capítulo 97








En el blog de Laura  se sortean tres estupendas novelas... tenéis tiempo de apuntaros hasta el 15 de junio
Id a su blog, clicando  en el nombre de Laura, y veréis que no os engaño









CAPÍTULO 97

EL “GORILA”



En cuanto terminó la clase, el señor Ismael Cuesta salió del aula de segundo D con una carpeta negra donde guardaba los exámenes de los alumnos.
Fuera, en el pasillo, le esperaban el señor Teodoro y Nicolás. El chiquillo le dijo que sentía lo ocurrido y le pidió perdón. El señor Teodoro vio una expresión de triunfo en el rostro del profesor que le incomodó en extremo.
Nicolás, tras la disculpa, entró en clase, y los dos adultos se quedaron frente a frente. El director quiso ver el examen de su hijo y comprobó que, a pesar, de que el señor Cuesta lo había complicado bastante, el niño había salido airoso. También comprobó que la última pregunta era imposible contestarla porque faltaban datos precisos.
            Nicolás me ha insultado declaró el señor Cuesta con antipatía—. No pienso corregirle el examen, tendrá un cero. No tolero las faltas de respeto por parte de mis alumnos.
El señor Teodoro devolvió el examen al profesor.
            —Va a tener que corregírselo —exigió—. Mi hijo está repitiendo curso y no quiero que lo califique por su comportamiento. Ni usted ni ningún otro profesor. Si tienen en cuenta el comportamiento del niño para ponerle nota, no creo que pudiera aprobar ninguna asignatura. Yo me encargaré de castigarlo y le aseguro que no volverá a insultarle.
Los alumnos comenzaron a salir del aula y Nicolás vio al señor Teodoro hablando con el profesor de matemáticas. 
El muchacho, acompañado por Lucas y Leopoldo, aguardó a cierta distancia a que su padre terminara su conversación.
            —Usted es el director y usted manda —aceptó el señor Cuesta con disgusto—. Procure que sea cierto que su hijo no vuelve a insultarme.
El hombre lanzó una agria mirada a Nicolás, y se alejó por el pasillo apartando, de malos modos, a los chavales que “osaban” cruzarse en su camino. El señor Teodoro lo observó sin intervenir, mas no aprobó la actitud del individuo. Nicolás le entregó su mochila y su abrigo.
            —Me voy a jugar al patio hasta las tres —comunicó a su padre, no muy convencido—. No te preocupes por el señor Cuesta, no volveré a respirar en su clase y recuperaré el examen. Te lo prometo.
            —Sí, será mejor que vayas a jugar —concedió el señor Teodoro para alivio de su hijo—. Si vienes al despacho conmigo, corres un serio peligro.
El hombre se encaminó a su despacho y Nicolás corrió al patio con sus amigos. 
Natalia y Bibiana les salieron al paso.
            —¿Vas a perder el tiempo jugando al fútbol o vas a venir a vigilar la entrada a la discoteca? —preguntó Natalia, malhumorada.
       —¿Y para qué hay que vigilar la entrada de la discoteca? —quiso saber Leopoldo, curioso.
            —¿Y a ti qué te importa? —se enfadó Natalia— No podemos fiarnos de vosotros.
            —Son mis amigos —intervino Nicolás.
            —Tú haces amigos muy pronto —se exaltó Natalia—. ¿Cómo sabes que no irán a decirle nada a Blas?
            —¡No somos unos chivatos! —exclamó el pelirrojo, muy ofendido.
            —Una chica desapareció en esa discoteca hace un par de años —explicó Nicolás brevemente—, queremos intentar encontrarla.
            —¡Vosotros estáis chalados! —sentenció Leopoldo— ¿De verdad pensáis que podéis encontrar a una tía que se esfumó hace tanto tiempo?
                                                                                                 ∎∎∎
Transcurrida media hora, el señor Teodoro decidió salir al patio para ver qué estaba haciendo su hijo. Seguramente estaría jugando con sus amigos o cabía la posibilidad de que estuviese solo. De ser así, jugaría un rato con él.
A pesar de que la tarde seguía presentándose soleada, el frío continuaba siendo intenso.
La zona del campo de fútbol estaba desierta; el director anduvo por el patio mirando a su alrededor sin divisar a Nicolás ni a ningún otro alumno. Cuando ya comenzaba a inquietarse vio al chiquillo y a sus amigos fuera del patio, en la acera donde se encontraba la entrada a la discoteca. Meneó la cabeza, contrariado, y caminó en dirección a los muchachos.
Nicolás, agachado, y con una horquilla que le había entregado Bibiana, hurgaba la cerradura de un candado que aseguraba una puerta metálica enganchada a un saliente del suelo.
            —¿QUÉ COJONES ESTÁIS HACIENDO? —les increpó una voz atronadora.
Nicolás se incorporó y, junto a sus amigos, se dio la vuelta. A ninguno les gustó lo que vieron.
Quien gritaba era un hombre joven, espantosamente alto y espantosamente fuerte. Tenía la cabeza rapada y unos ojos azules que hubiesen sido atractivos, pero desprendían demasiada maldad. En el comienzo de su cuello asomaba la cabeza tatuada de una abominable serpiente. El desconocido que tenía la apariencia de un gorila agarró a Nicolás por la parte delantera del suéter y lo empujó, violentamente. El niño cayó de espaldas sobre la acera.
            —¡Déjeme en paz! —exclamó el muchacho, atónito— ¿Está usted loco?
            —Completamente —le aseguró el individuo, mirándole con rencor— ¡Y te voy a aplastar la cabeza hasta que tus sesos se desparramen por el suelo! ¿Qué estabas haciendo? Una gamberrada, ¿verdad? Intentabas romper el candado… ¡Ya te enseñaré yo a ti! ¡Voy a aplastarte como a un repugnante gusano!
Nicolás vio, incrédulo y horrorizado a un tiempo, como el hombre levantaba la pierna, dispuesto a descargarle el pie sobre la cabeza.
Natalia, Bibiana, Lucas y Leopoldo estaban paralizados sin saber cómo ayudar al chiquillo.
Aquel individuo era un poco más alto que Nicolás, y mucho más corpulento. En realidad, aquel individuo semejaba un gorila.
Sin embargo el “gorila” no llevó a término sus bestiales propósitos, que no eran otros que patear la cabeza del niño. Un agudísimo dolor en sus genitales lo obligó a plegarse arrodillado y gemir lastimosamente.
Nicolás vio al señor Teodoro; él era el responsable de la terrible patada que había hecho aullar a todo un “gorila”.
El individuo de la cabeza rapada metió una mano, debajo de su jersey, y extrajo un revólver. Nicolás lo vio y también vio como el hombre se iba dando la vuelta lentamente…
            —¡NO, NO! —gritó el chiquillo, despavorido, temiendo las intenciones de aquel tipo— ¡Cuidado, cuidado, papá! ¡PAPÁ!
El señor Teodoro, alertado, asestó otra brutal patada a la muñeca del “gorila” y el arma salió volando, aterrizando en el suelo, a unos metros de distancia.
Nicolás se levantó, precipitadamente, y corrió a abrazar a su padre. El señor Teodoro correspondió al abrazo de su hijo y le besó la cabeza sin dejar de vigilar al hombre encogido en la acera.
            —¡Vámonos de aquí! —suplicó Nicolás, muy agitado — ¡Vámonos de aquí!
Tenía remordimientos porque sentía que, por su culpa, el “gorila” podía haber disparado a su padre. Quería, a toda costa, llevarse al señor Teodoro de aquel lugar y ponerlo a salvo.
           —¡Por favor, papá, vayámonos a casa! —insistió, empujando al joven en un intento de moverlo de allí.
El señor Teodoro experimentó, en el interior de su ser, una invasión de ternura y de felicidad. Por fin escuchaba a su hijo llamarle “papá”. Algo que había esperado durante doce interminables años, algo que le causaba una sensación única. Volvió a besar el cabello ondulado del niño.
            —Cálmate, Nico —le pidió, suavemente—. No va a pasar nada malo. Te lo prometo.
            —¿Blas? —exclamó el “gorila” en tono interrogativo  — ¿Eres tú, Blas? ¡No puedo creerlo! ¡Por supuesto que eres tú! ¡Ayúdame a levantarme, mala bestia! ¿No me conoces, no me reconoces? ¡Soy Álvaro! ¡Tu amigo de la infancia y de la adolescencia!
El señor Teodoro miró, estupefacto, al hombre que iba poniéndose de pie poco a poco.
            —¿Me conoces o no me conoces? —preguntó el “gorila”, aproximándose.  
El señor Teodoro apartó a un lado a Nicolás y se quedó delante del individuo.
            —Es difícil reconocerte sin pelo y con una serpiente en el cuello —manifestó—. ¿A qué te dedicas? ¿A tirar niños al suelo y a intentar aplastarles el cráneo?
            —¡Tú no has cambiado en absoluto! —admiró el señor Álvaro Artiach— ¿Cómo iba a imaginar que este chico era tu hijo, Blas? Lamento lo sucedido, pero el chiquillo estaba rompiendo el candado. Soy uno de los dueños de esta discoteca, tengo que proteger mi negocio.
            —Los niños están buscando un gatito que, esta mañana, rondaba por aquí —explicó el señor Teodoro—. ¿Forma parte de tu negocio llevar un revólver?
El señor Artiach sonrió levemente.
            —Tengo permiso de armas y bastantes enemigos. No tengo una profesión fácil. Por lo que veo tú has corrido mucho —declaró, mirando a Nicolás—, tienes un hijo crecidito. Yo ni siquiera me he casado. ¿Te casaste con Helena?
El señor Teodoro no contestó y envió a Nicolás y a sus amigos al patio. Los chiquillos obedecieron y desde el interior del espacio de recreo observaron a los adultos.
            —Ese tipo no me gusta nada —dijo Nicolás con rabia—, y no me gusta nada que mi padre sea amigo de él.
            —Tal vez eso nos sirva de ayuda —manifestó Natalia—. Si ese tal Álvaro es amigo de Blas y uno de los dueños de la discoteca, tal vez nos deje entrar. A lo mejor no es tan mal tipo como parece y hasta le podemos preguntar si sabe algo de Rocío Sierra.
            —¡Tú estás loca! —exclamó Nicolás, furioso— ¡Ese Álvaro es un desgraciado! ¡Iba a pisotearme la cabeza y también iba a disparar a mi padre! ¡No quiero saber nada de él! ¡No quiero ningún trato con ese individuo! ¡PAPÁ! —gritó a continuación, exaltado— ¡VEN YA, ESTAMOS HARTOS DE ESPERARTE!
Y el destino cruel y despiadado sonrió, satisfecho, porque las dos patadas que Blas Teodoro asestó contra Álvaro Artiach marcaron el inicio de un odio feroz y sin tregua. 

Págs. 769-775

Esta semana dejo en el lateral del blog una canción de Chayanne... "Si nos quedara poco tiempo"
Esta canción la puse este martes pasado cuando os hablé de Ginger... la he dejado porque creo que sirve también para esta historia
También puedo decir que Ginger está bien... es cierto que está muy inapetente pero está descartado que le ocurra algo irremediable
Tengo que continuar dándole la comida en la boca hasta que consigamos que recupere el apetito
Un abrazo para tod@s                                                                                                            

45 comentarios:

  1. Hola Mela ¡menudo amigo tiene Blas! Nico ha olvidado las frases que le debía Blas y por fin lo ha llamado papá. Casi seguro que ha pensado que le quedaba poco tiempo cuando ha visto al gorila con el revólver. Insistes con el destino despiadado y cruel, estaré muy atento.
    Me alegra que Ginger esté mejor y que hayas publicado, no podía acostarme sin decírtelo.
    Un beso, capitana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Juan... la verdad es que con ciertos amigos sobran los enemigos
      Nico ha visto a Blas en peligro... y entonces le ha salido del alma llamarle papá ;-)
      Sí, seguro que lo estás ;-)
      Muchas gracias... siempre eres muy amable y espero que hayas dormido bien
      Un beso

      Eliminar
    2. Hada escribiente, por ahora la Liga es del BarÇa. Suerte para la segunda parte.

      Eliminar
    3. Lo siento, Mela, no ha podido ser.
      Un beso.

      Eliminar
    4. Hola Juan... me parece que sí necesitaban suerte ;-)
      No pasa nada... yo creo que el Barça ha tenido una buena temporada... jugó la final de la Copa del Rey, jugó la semifinal de la Champions y ha quedado el segundo de la Liga
      Le deseo suerte a tu equipo para el próximo sábado
      Un beso

      Eliminar
  2. Uy espero que tu gatita este bien y el capitulo d e hoy a estado muy exaltado que bien que Blas salvo a su hijo . veamos que pasa en los otros capítulos. Te mando un beso y te me cuidas mucho

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola JP... Ginger es un gatito ;-)
      Está bien, gracias... Se ha empeñado en no comer y hay que estar detrás de él... pero, bueno, lo importante es que todas las pruebas le han salido bien
      Nico, por el momento, tiene un Ángel que lo cuida... pero no sé si siempre va a tener la misma suerte
      Yo también te mando un beso... y cuídate mucho

      Eliminar
  3. hola Mela si ese gorila le pega un tiro a Blas ehh Helena coge una metralleta o un tanque sisi lo coge y el gorla sale pagado sisi Helena no odia a Blas nodigas que lo odia que no lo odia y el gorila sale pagado y nadie le diga a Helena que ay un gatito en la dicoteca que no ay gato ehh,Helena que no se arrime a la discoteca y el gorila que no se arrime a Helena que sale pagado,
    saludos mios,guapa,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos... Bueno, de tu comentario voy a sacar la conclusión de que Helena no odia a Blas... según tú
      Tal vez aciertes o tal vez no... no puedo decirlo
      Saludos

      Eliminar
    2. sisi acierto, Helena no odia a Blas y que nadie hable de futbol que no quiero ablar de futbol,
      saludos mios,

      Eliminar
    3. Oye, haz el favor de no ponerme nerviosa... a ti nadie te obliga a comentar sobre ningún tema

      Eliminar
  4. Bueno de nuevo otro personaje más par el entramado de la novela, veremos si este realmente aporta algo bueno o no, que creo va a ser lo que va a pasar.
    Espero con ansia el nuevo capitulo.
    Cuidate mucho unos besotessssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola SC... Pues sí, ha salido un nuevo personaje... Álvaro Artiach
      De momento lo que ha aportado no ha sido bueno... veremos en adelante
      Yo espero poder publicarlo el próximo jueves
      Muchas gracias... cuídate tú también
      Unos besotes

      Eliminar
  5. ¡¡¡Ay, Mela cariño, qué ilusión!!! ¡¡¡Qué bien que has publicado!!! Ginger debe tener calor, no te preocupes, Álvaro ha preguntado a Blas si se casó con Helena, eso significa que la conoce. ¡Ay que gracia! Si ve a Mikaela puede reconocerla y Blas no ha sido capaz. ¡Que hombre este!! Ah, y este Älvaro es un bruto y según he leído al final ya le veo el plumero, que dirá que muy amiguito es pero no perdona las patadas. ¡¡Ay no sé lo que va a pasar!!! Está muy interesante cariño. ¡¡¡Que ganas tengo de que Blas reconozca a Helena!!! No soy la única que tiene ganas, anda que mis amigas. Ya tenemos otra canción y me encanta, cariño.
    Besitos, bonita.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Julia... Me parece que Ginger no tiene calor... lo que le ocurre es que no tiene apetito
      Y me encantaría no preocuparme, pero no es tan sencillo
      Sí, Álvaro conoce a Helena... pero es muy raro que si ve a Mikaela, reconozca en ella a Helena... una torpeza demasiado grande tendría que cometer Helena
      La verdad es que Álvaro nunca perdonará esas dos patadas
      Me alegra que lo encuentres interesante y que te guste la canción
      Besos

      Eliminar
  6. Hola Mela!
    Lo primero decirte que me alegro muchísimo de que Ginger esté mejor, nadie que no tengo un gato o un perro sabe lo que se sufre cuándo están malos y no sabemos lo que les pasa, pero ahora parece que ya todo va mejor :)
    El capítulo de hoy ya se pone más de mi tipo, jajajja, con pistolas y todo :)
    Aunque el tal Alvaro sea una mala bestia, y por lo que pones al final del capítulo marcará el inicio de un odio feroz, creo que me sigue cayendo peor el Sr. Cuesta, bueno, ya veremos más adelante cuándo vamos sabiendo más de el.
    Besos y feliz viernes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Laura... y creo que tienes mucha razón... nadie que no tenga un animalito puede saber lo que se llega a sentir... a mí me gustaría no saberlo
      Tengo que estar detrás de él con la comida... pero, gracias a Dios, las pruebas han salido bien y todos los días hablo con el veterinario para explicarle cómo va
      Pues sí, ha salido una pistola ;-)
      Solo te puedo decir que tanto Álvaro Artiach como Ismael Cuesta son dos personajes que van a hacer mucho daño en esta segunda parte de la historia
      Ya veremos más adelante quién te cae peor... creo que tendrás difícil decidirte
      Besos y muy feliz viernes

      Eliminar
  7. Vengo muy enterada, Mela, acuso a Álvaro Artiach y a Ismael Cuesta de la desaparición de Rocio Sierra. ¿¿¿Voy por buen camino??? Y quita esa canción que es muy triste.

    Un achuchonazo para Ginger y miles de besos para ti!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Merck... no te puedo decir si vas por buen camino o no
      Sí te puedo decir que no se puede acusar a nadie simplemente porque te caiga mal... se necesitan pruebas
      Todas las canciones no son alegres... y no la pienso quitar hasta el próximo jueves... no me pongas nerviosa con tus tonterías
      Ya le daré el achuchón de tu parte
      Miles de besos para ti también

      Eliminar
  8. Estoy con Blas, el castigo de un padre será más justo y desde luego más efectivo. Sobretodo tratándose del Sr. Cuesta... Hay que pararle los pies, al muy gallito.
    Así que una chica desapareció en la discoteca... La hija del Sr. Sierra ¿tal vez?
    ¡Con que el gorila es Alvarito! Eso ha sido todo un puntazo, Mela. Comprendo a ese hombre, su trabajo debe de rozar cada noche la pesadilla.
    Aquí me tienes, cada vez más enganchada. Si veo por aquí al gatito, te aviso ¿vale? Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mere... Sí, tienes razón, pero Blas no ha castigado a Nico ;-)
      Estoy de acuerdo en que hay que pararle los pies al gallito ;-)
      Sí, es la hija de Benito Sierra quien desapareció... Rocío Sierra
      El gorila es Alvarito, sí... Supongo que decir que le comprendes es una ironía
      Me alegra que estés cada vez más enganchada... No creo que veas a ningún gatito
      Un besote

      Eliminar
  9. Hola Mela!!! Otro ejemplar más para la colección nos ha salido, y menudo ejemplar. Vaya sorpresa que sea amigo de la infancia de Blas, qué caminos tan diferentes toman, en ocasiones, personas con vivencias similares.
    Blas ha estado muy bien con el "zeñorito" Cuesta.
    Y Nico, una vez dicho el primer papá, ya no puede echarse atrás jajaja.
    Después de esto, ya tengo claro del todo que la discoteca va a ser una fuente de conflictos peligrosos para los niños... El galleta Artiach es una bestia y por como termina el capítulo, parece que un vengativo. ¿Quérrá Nico volver, o se le han quitado las ganas? ¿Será la arrebatada Nat la que no permita que las cosas queden así?
    Me quedo intrigada, deseando saber más.
    Un beso y te llamo para saber de Ginger.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Nena... pues la verdad es que nos ha salido un ejemplar bastante peligroso y, sí, es amigo de la infancia
      Es que lo que ha hecho este profesor no era justo
      Supongo que ya no pensará en echarse atrás
      Recuerda que el señor Benito Sierra les dijo que no fueran a la discoteca
      No sé por qué imaginaba que tú o Merck saldríais con la galleta y no me he equivocado
      Sí, es bestia y vengativo
      Tus preguntas están muy bien, pero no te las pienso contestar... sí, soy muy simpática
      Sabrás más el próximo jueves ;-)
      Ya me has llamado... ahora luego te llamo porque hay alguna novedad... termino de hablar con el veterinario
      Un beso

      Eliminar
  10. Confieso que he abierto esta entrada y he ido directamente al final por si decías algo de Ginger. Me alegra que no sea nada grave y espero que se recupere pronto :)

    No es justo que termines el capítulo con esa frase y nos dejes con la intriga hasta nueva orden XD

    .Estelle.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Estelle... pues yo confieso que me ha gustado lo que has hecho... gracias
      Yo también espero y deseo que se recupere pronto... esta misma tarde he hablado con el veterinario y me ha dado unas indicaciones para pasar el finde... y el lunes, por la mañana, me ha dicho que se lo vuelva a llevar

      Pues a mí me gusta mucho la justicia... no comprendo cómo he podido hacer algo tan injusto ;-)
      Besos

      Eliminar
  11. Esta claro que ese "gorila" no pude ser un buen amigo para Blas,preveo muchas complicaciones en la discoteca.
    Me alegra que Ginger no tenga nada grave, espero que con el tratamiento se le pase la inapetencia
    Besos
    Raquel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Raquel... pues tienes mucha razón porque ese "gorila" no será un buen amigo para Blas
      Yo también espero que con el tratamiento recupere las ganas de comer
      Al veterinario que lo llevo ahora, me lo han recomendado porque dicen que es muy bueno
      Besos



      Eliminar
  12. Hola Mela, me alegro que Ginger esté mejor, y que poquito poco a poco vaya comiendo más. Mis gatos le mandan muchos ronroneos cariñosos. Chayanne me gusta mucho, últimamente aciertas conmigo con las canciones jejejejej
    El capítulo de hoy parece que ya va dando más forma a esta segunda parte. Ya aparece la discoteca que me tenía muy preocupada y aparece Alvaro. la verdad es que se me hacen cortos los capítulos, cuando me estoy animan do zas, hasta el próximo jueves. tengo curiosidad por saber como avanza.
    Buenas noches y feliz finde !!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Lidia... Gracias a ti y gracias a tus preciosos gatos
      Me alegra acertarte las canciones
      Es buena señal que se te hagan cortos los capítulos
      El próximo jueves llegará y verás como avanza
      Muy buenas noches y muy feliz finde

      Eliminar
  13. Ostras menudo capítulo!
    Me ha encantado pero me has dejado con ganas de más.
    Esa discoteca me trae a mal andar.
    Besos y saludos a Ginger :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Silvia... me alegra que te haya encantado
      A ti te gusta leer demasiado... siempre quieres más, más y más ;-)
      La discoteca tiene un nombre precioso... Paraíso... pero no es un lugar precioso
      Ginger te agradece los saludos y yo también
      Besos

      Eliminar
  14. ¡Hola Mela! Me alegro que Ginger este mejor. Ya se recuperara, verás. La canción de Chayanne me encanta y tengo varias de ese cantante que me agradan mucho. Muchas gracias por subirla.
    Ay que capítulo apasionante querida amiga. Me ha emocionado que Nico lo llame papá. Eso es un buen adelanto a mi modo de ver. Me gustó cuando lo abraza, una escena muy bonita. Mmm.. que se traerá este hombre Álvaro ahora que se ha encontrado con Blas. Por lo visto conoce a Helena... Amo esas intrigas querida escritora, me mantienes interesantísima. Gracias por compartir tu obra. Un beso enorme y a la espera de novedades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Lou, espero que así sea porque me está partiendo el alma este gatito
      Pero, bueno, yo no soy veterinaria... y el veterinario debe saber lo que está haciendo
      Supongo que me desespero porque tengo muchas ganas de verlo bien
      Sí... Chayanne tiene canciones preciosas... me lo paso bien buscando cantantes y canciones
      Nico ha visto en peligro a Blas... y no ha podido evitar llamarlo papá
      También me parece bonita esa escena
      Iremos descubriendo cosas sobre Álvaro y, sí, conoce a Helena
      Es un honor compartir mi obra con alguien como tú
      Yo también te mando un beso enorme

      Eliminar
  15. Hola Mela!!!!!!

    Siempre voy tarde últimamente, pero ahora tan sólo los findes me permiten relajarme un poco para leer y disfrutar de los blogs que me gustan. Bueno, por fin Blas ha escuchado de los labios de Nico que lo llame papá, aunque las circunstancias no sean precisamente las más deseables. Luego y por suerte, la pelea no ha ido a peor porque quien sabe si hubiera acabado así de no resultar que el gorila conocía a Blas desde pequeños.

    Me ha gustado, y siempre consigues que cuando acabamos un capítulo ya estemos deseando que publiques el siguiente, pero esperaremos.

    Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola FG... Bueno, dicen que más vale tarde que nunca ;-)
      Siento que estés tan estresada
      Tienes razón, no son las circunstancias más deseables... pero en ese instante de peligro, Nico ha olvidado su enfado, su orgullo y todo... y solo ha recordado lo mucho que quiere a su padre
      Pues sí... la verdad es que no se sabe lo que podría haber pasado
      Me alegra que te haya gustado... y me alegra conseguir que desees que publique el siguiente
      Besos

      Eliminar
  16. Perdona por la tardanza en venir, hemos tenido que estar de hospitales, siento mucho lo de tu gatito, se lo que se siente :(.

    Madre mía, vaya gorila más bruto, casi mata a Nicolás, y Blas, ¿dónde aprendió a pelear así?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tamara... estás perdonada y siento de verdad que hayáis estado de hospitales
      Muchas gracias... sí, sé que lo sabes

      Pues lo cierto es que este "gorila" es bastante bruto y bastante mala persona
      Blas es un hombre muy fuerte... por otra parte, ha visto a Nico en peligro
      Cuando ves a alguien a quien quieres en peligro... aprendes a pelear de inmediato
      Besos

      Eliminar
  17. Hola Mela, disculpa que te deje aquí este comentario, me ha entristecido mucho la noticia de Angelote y quería de alguna forma decirte que lo siento, mi hija tiene una gatita preciosa llamada Alaska y comprendo tu congoja pues en realidad tan solo les hace falta hablar e incluso a veces ni eso!!! Todo mi cariño, besitos.
    Pilar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pilar... pues espero que tu hija sea tan feliz con Alaska como yo lo he sido con Ginger
      Te mando también todo mi cariño... Muchas gracias
      Besos

      Eliminar
  18. Aunque todo el capítulo está muy bien, me gusta el título y las dos últimas líneas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bien, Nuño... cada persona tiene sus gustos o preferencias
      Ha sido un placer y una alegría volver a saber de ti

      Eliminar
  19. Ahora le odia??? pero si iba a aplastar la cabeza de su hijo, a ver que pasa... Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, ahora lo odia... sin ninguna razón, por supuesto
      Un besazo

      Eliminar
  20. Hola Mela!
    No me esperaba para nada lo que ha ocurrido en éste capítulo, y mira que han pasado cosas...de lo más peligrosas! menos mal que al final-y de momento- se arregla la situación. Pero si Alvaro era amigo de Blas y se acuerda de Helena al reconocerlo...me da por pensar que quizá ese odio no sea solamente por las patadas que le ha propinado ahora, y venga de entonces. Bueno, ya veremos cómo continúa...
    Lo más bonito ha sido oír a Nico decir "papá" aunque haya sido con angustia. Espero que Blas sea prudente y se alejen de la discoteca y su gorila.
    Buenas noches! y por si acaso no tengo tiempo mañana ya te deseo un ¡¡Feliz Año!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, María E.!!
      Me alegra que el capítulo te haya sorprendido ;-)
      Esas dos patadas son el inicio de ese odio tan feroz... lo que sí es posible es que Álvaro nunca haya sido tan amigo como Blas creyó un día
      Sí, la escena de cuando le llama "papá" es muy bonita
      Ya veremos si hay prudencia y se alejan ;-)
      Buenas tardes... ayer me pillaste durmiendo ;-)
      Muchas gracias... Yo también te deseo un Muy Feliz 2016... y que lo pases genial esta noche

      Eliminar

Puedes dejarme un comentario sin ofender a otras personas que comentan... Gracias

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License. Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported License.